Depresión Post Vacacional, ¿mito o realidad?

Desde hace años, cuando llega la vuelta al trabajo tras las vacaciones, parece que es obligatorio mencionar la depresión post vacacional en cualquier conversación: el primer día de trabajo, en el reencuentro con los amigos…

Pero, ¿es real o nos lo hemos inventado?

Si consultamos los comités de expertos internacionales, así como los manuales  de diagnóstico que se utilizan en salud mental, no existe.

Pero, a pesar de que no esté reconocido por los expertos, no implica que en esta época, no surja cierto malestar provocado en torno a la vuelta al trabajo, rutinas y responsabilidades diarias.

Según la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria, “las molestias físicas y psíquicas que muchas personas experimentan al acabarse las vacaciones pueden aparecer a cualquier edad, incluida la infantil. Afecta al 5-8% de los niños y al 20% de los adultos”.

Si los niños también son objeto de este malestar, ya no es al trabajo, sino que, a lo que hacemos referencia cuando hablamos de “depresión post vacacional” es a un conjunto de síntomas, tales como apatía cansancio y poca motivación, que podemos sentir cuando volvemos a “la vida real”. Lo que estamos haciendo es adaptarnos de nuevo a nuestro día a día.

Por lo tanto, el Síndrome Post Vacacional si es un mito, pero es normal que todos tengamos más apatía y menos ganas de hacer cosas que en el resto del año.

¿Nuestro consejo? ¡¡Plantéate nuevos objetivos y retos para cumplir durante este nuevo “curso” y cúmplelos antes de las próximas vacaciones!! ¡Es una buena forma de entrar en la rutina y de motivarte para conseguirlos!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *